ENTREVISTA

La CNDH advierte aumento en abusos a los derechos humanos

Print Comments

Por Óscar Balderas  @oscarbalmen

El titular de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), Raúl Plascencia, afirma que el Gobierno Federal falló en la misión de proteger a los mexicanos en la batalla contra el crimen organizado, pues se incrementaron las torturas, desapariciones y las detenciones arbitrarias.

En entrevista con ADNPolítico.com y a pregunta expresa, el ombudsman nacional  considera que el sexenio que está por terminar, encabezado por Felipe Calderón, no fue el de los derechos humanos.

“Creo que lamentablemente no (...) Se incrementó sustancialmente el volumen de quejas en materia de tratos crueles, torturas, detenciones arbitrarias, desapariciones forzadas, cateos ilegales.

“No podríamos decir que hay un saldo positivo en términos reales. Creo que hay más rezagos que ventajas”, dice Plascencia.

En su opinión, la violación sistemática de derechos humanos tiene su origen en la decisión de que el Ejército y la Marina se incorporaron a la lucha contra la delincuencia, pues desde entonces, son las instancias encargadas de seguridad las que más, paradójicamente, vulneran a los ciudadanos.

De acuerdo con la CNDH en 2007 se interpusieron 392 quejas por torturas y malos tratos de parte de autoridades, mientras que cuatro años después, en 2011, el fenómeno llegó a 1,669.

En lo que va de este 2012, la cifra ya supera las 2,100 quejas por métodos que usan, principalmente, policías y militares para obtener confesiones mediante coacción como “el pocito” que es sumergir repetidamente la cabeza de alguien en un tambo con agua, o “la picana” que son toques eléctricos en las zonas más sensibles del cuerpo.

En órdenes de arraigo -detención de un presunto responsable de un delito hasta por 80 días en lo que se investiga su responsabilidad-, concedidas por el Ministerio Público federal aumentó en comparación con el arranque de la administración de Calderón, pues el 2006 cerró con 542, mientras que el 2011 con 1,896.

En los últimos años, la CNDH también recibió quejas por ejecuciones extrajudiciales, privaciones ilegales de la libertad, revisiones indignas, confesiones de presuntos inocentes obtenidas a golpes y exámenes médicos que terminan en abusos sexuales.

En 2011, la organización internacional Human Rights Watch (HRW) publicó el informe “Ni seguridad ni derechos. Ejecuciones, desapariciones y tortura en la guerra contra el narcotráfico en México” que documentó el incremento “drástico” de violaciones a derechos humanos, así como más de 170 casos de tortura por parte de autoridades.

A pesar de las denuncias a autoridades, el 9 de noviembre de 2011 el presidente Felipe Calderón aseguró en una reunión en Los Pinos con directores de HRW, que los abusos no provienen de las instituciones, sino de los criminales.

En esa misma línea, lo ha secundado el secretario de Gobernación, Alejandro Poiré, quien el 11 de enero de este año rechazó que el Gobierno Federal viole derechos humanos de manera sistemática.

“Hoy toda violación a los derechos humanos, que desafortunadamente ha llegado a ocurrir, es investigada y sancionada con todo rigor de ley. Dichas reprobables violaciones constituyen una verdadera excepción y de ninguna manera son la regla”, dijo Poiré en un evento realziado en Xalapa, Veracruz.

Sin embargo en entrevista, el ombudsman asegura que los funcionarios públicos están muy renuentes a colaborar.

“Todavía tenemos hoy por hoy servidores públicos muy renuentes a respetar los derechos humanos, como el caso del titular de la Comisión Nacional del Agua, (José Luis Luege) que de manera reiterada manifiesta su oposición a respetarlos.

“Tenemos problemas con la Secretaría de Seguridad Pública federal (que encabeza Genaro García Luna), donde una Policía Federal que se suponía sería moderna, preparada, que aplicaría la inteligencia en beneficio de la sociedad tiene renuencias para aceptar las recomendaciones y para modificar prácticas que lastiman a los ciudadanos”, advierte.

Aunque Plascencia destaca que en la actual administración, el 10 de junio de 2011, se reformó la Constitución para fortalecer a la CNDH, darle más facultades de investigación y que pudiera conocer quejas del ámbito laboral.

Sin embargo, afirma, esa sola acción no salda la deuda que se tiene con los derechos humanos de los más vulnerables del país.

“(por ejemplo) El problema de los migrantes es algo que se viene agudizando año con año (…) el tema de la igualdad entre el hombre y la mujer, el respeto a las comunidades indígenas, el tema de atención a los adultos mayores son aspectos que hoy por hoy son todavía grandes pendientes.

“La pregunta es ¿estamos mejor en derechos humanos que hace 6 años? Yo diría que no”, considera Plascencia.

***

A partir de este martes y hasta el próximo domingo, ADNPolítico te presenta 6 historias, una por cada año de 2007 a la fecha, retomadas a partir de las recomendaciones de la CNDH por violaciones a los derechos humanos.

1. 2007: 'Traslado de cadáveres' en La Joya

 

 

Por favor déjanos tu comentario