#NEZA

Vecinos cuentan sobre los hechos violentos en Nezahualcóyotl

Print Comments

Por Imelda García  @imegarcia
   0 Comentarios

Como todas las tardes, Elena se subió a su auto para ir a recoger a su hijo a la escuela secundaria. Circuló, como era habitual, sobre la avenida Madrugada, en el municipio de Nezahualcóyotl, Estado de México, y, aunque se encontró con más tráfico del habitual, nunca se imaginó lo que estaba a punto de vivir.

Llegó a las afueras de la escuela de su hijo y, como siempre, se estacionó cerca de la puerta de salida para esperarlo. De repente, algo llamó su atención: detrás de ella venía corriendo un grupo de personas detonando pistolas y gritando. De inmediato se agachó para evitar los disparos.

"Me asusté mucho, escuchaba cómo los disparos pasaban cerca, se oían muchos balazos y vidrios que se rompían. Alcancé a ver cómo abrieron un negocio, le tiraron piedras y lo balearon. Me puse a llorar de miedo, sólo pedía que mi hijo no saliera en ese momento y le fueran a pegar una bala", contó Elena a ADNPolítico.com.

A pesar de que las autoridades del municipio de Nezahualcóyotl negaron desde la noche del miércoles que se registraran disturbios y balaceras en esa localidad, usuarios de las redes sociales estuvieron alertando sobre los presuntos actos de violencia.

Cerca de las 20:00 horas los mensajes por la red social se multiplicaban. Por ejemplo, el usuario @sweetparafernal tuiteó: "Mientras iba en mi pecero, los choferes se pasaban el pitazo 'No llegues a vías, hay balazos, se roban todo, son antorchistas' #NEZA".

Se creó el  hashtag #Neza, que en pocos minutos estuvo entre los Trending Topics de la noche.

El usuario @Pitpusum tuiteó: "Están balaceando!!! Están balaceando a las casas que tienen propaganda del PRD !!! No hay seguridad!!!".

En la cuenta @ApoyoVial se escribió: "Precaución: CD. Neza tomada por encapuchados armados, cortando Líneas Telefónicas. Unos dicen que los antorchistas otros Fam. Michoacana".

Las autoridades, en cambio, negaban los supuestos rumores, y a través de su cuenta en twitter, @CdNeza, el ayuntamiento de Nezahualcóyotl negó los rumores.

"Las agresiones fueron por la tarde en el municipio de San Vicente Chicoloapan, en Neza no se han presentado agresiones", escribió a las 20:35 horas.

Pese a que las autoridades desmentían los hechos, testimonios de sus habitantes platicaron a ADNPolítico.com que sí ocurrieron hechos de violencia durante la tarde y la noche, y que el clima de tensión se extiende hasta este jueves.

En una nota oficial, el alcalde de Nezahualcóyotl, el priista José Salinas Navarro, exhortó a la población a no creer en rumores difundidos en redes sociales sobre presuntos disturbios en ese municipio.

"Se intenta intimidar a los pobladores propagando rumores sobre agresiones y violencia a través de las redes sociales y en centros de concentración tales como mercados, escuelas y hospitales de este municipio", refiere la nota oficial.

Horas antes de los hechos violentos que cuentan los habitantes que ocurrieron este miércoles, el gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila, reportaba en su primer informe de gobierno avances contundentes en materia de seguridad.

Para Roberto, vecino de Neza, la historia fue diferente. Pasadas las 20:00 horas, al bajarse de la estación Guelatao, de la Línea A del sistema de transporte Metro, para tomar una combi que lo llevaría hasta la calle en que vive, vio mucha agitación en el ambiente.

Una vez arriba de la unidad de transporte público, el chofer les advirtió que había disturbios en el municipio mexiquense, y que era posible que se desviaran de la ruta original o no pudieran llegar a su destino. 

Minutos después el joven recibió una llamada de su esposa: "No vengas a la casa, ni te acerques, hay una balacera y están pasando muchas patrullas". Sin embargo, Roberto, padre de dos hijos pequeños, decidió correr el riesgo.

La combi lo bajó unas calles antes de su casa porque había un retén de policías sobre la avenida. Trató de llamar a su casa para pedirle a su esposa que lo esperara en la puerta pero su celular no tenía servicio, la red estaba saturada.

Caminó y llegó a su casa, que estaba en penumbras. Encontró a su familia escondida en una parte de la casa donde no los alcanzaran las balas. Su esposa y su mamá sostenían en sus brazos a los dos pequeños quienes, dormidos, ignoraban lo que ocurría.

"Vimos la televisión y dijeron que no pasaba nada; aún así se escuchaban las sirenas de la policía y me di enteré en Facebook que mis amigos que viven también en Neza decían que ellos sí habían visto cosas, que habían escuchado balazos y que estaban todos resguardados en sus casas", narró a ADNPolítico.

Al escuchar la información de que nada pasaba, Roberto decidió salir a comprar cigarros a la única tienda que estaba abierta. Pasaban ya de las 23:00 horas del miércoles. Frente a la tienda, una camioneta encendida esperaba a unos clientes que también estaban dentro. 

Cuando tenía en su poder los cigarros, Roberto salió a la calle y pasó junto a la camioneta, de la que, percibió, salía un olor como a pólvora. Volteó entonces se dio cuenta que la camioneta tenía abajo la ventanilla del copiloto; al ver hacia adentro se percató que en el asiento estaba recargada un arma larga.

Corrió hacia su casa y, por la avenida, otra camioneta avanzaba a gran velocidad. Corriendo, escuchó que abrieron la puerta corrediza de esta camioneta y, de ella, tiraron un balazo. Entró a su vivienda y se refugió junto a una pared esperando más balazos, pero ya nada se escuchó.

Quien también escuchó una balacera desde su casa fue Margarita. Cuando ella se encontraba en su clase de zumba, alrededor de las 19:00 horas, la dueña del local entró corriendo y les advirtió que tenían que irse porque una turba venía balaceando los negocios desde unas calles atrás.

"Yo me salí corriendo porque había dejado a mis dos hijos solos en la casa. Cuando entré a mi calle los vecinos empezaron a gritarme que me apurara, que me escondiera. Yo me asusté y me eché a correr. Alcancé a ver, a lo lejos, que venía un grupo de muchachos corriendo y gritando. Me metí a mi casa, abracé a mis hijos y me escondí", recordó Margarita.

Un rato después, al ver que nada pasaba, abrió la puerta que da hacia la calle y se asomó para ver si había algo. Y en ese momento comenzó a escuchar muchos balazos muy cerca de su casa.

"Otra vez me volví a meter y entonces sí me lleve a mis hijos a una parte segura. Empecé a hablarle también a mis conocidos para que tuvieran mucho cuidado", comentó.

Uno de sus cuñados tuvo que irse a la casa de uno de sus amigos porque no pudo llegar a su casa: no había transporte público.

Algunos de los vecinos atribuyeron los disturbios al enfrentamiento entre miembros de las organizaciones Antorcha Campesina, identificada con el PRI, y Antorcha Popular, relacionada con el PRD.

Y aunque las autoridades del Estado de México y de Nezahualcóyotl aún no han dado una explicación sobre lo que pasó, los vecinos y diputados federales del PRI y el PRD exigieron que se esclarezcan los hechos sobre lo que ocurrió en este municipio.

En tanto, la Consejería Jurídica del Distrito Federal reportó este jueves, que luego de los supuestos hechos ocurridos en Neza, personas de Iztapalapa, propagaron rumores de un ataque de grupos delictivos en la delegación, por lo que cuatro personas ya fueron detenidas.

La Consejería mencionó en un reporte que los detenidos usaban megáfonos para dar la alerta.

En tanto, la delegada de Iztapalapa, Clara Brugada, descartó que se estén presentando hechos de violencia, e hizo un llamado a los habitantes a guardar la calma.

Los nombres de las personas que dieron testimonios a ADNPolítico, fueron cambiados por seguridad.

Síguenos en twitter y facebook

Por favor déjanos tu comentario