PETRÓLEO Y ELECTRICIDAD

10 claves de la iniciativa de reforma energética del PAN

Print Comments

Por Imelda García  @imegarcia

Las bancadas del Partido Acción Nacional en el Senado y en la Cámara de Diputados presentaron su iniciativa de reforma energética ante la Comisión Permanente del Congreso de la Unión.

Te presentamos los 10 puntos clave que conforman esta propuesta para modificar las políticas del sector energético de México.

1. La propiedad de los hidrocarburos es de la Nación, no de los operadores, sean nacionales o extranjeros. Los operadores nunca serán propietarios del petróleo y los hidrocarburos, pero sí recibirán una remuneración por las actividades que realicen a través de licitaciones públicas.

2. La iniciativa privada entrará al 100% en las actividades del sector. Las empresas podrán competir o asociarse con Pemex para tener concesiones de exploración y producción de petróleo, gas shale y otros productos. También podrán competir o asociarse con las subsidiarias de Pemex para producir gasolinas y otros productos refinados. Y podrán participar también en labores de distribución, almacenamiento y transporte.

3. Acabar con los monopolios que Pemex y la CFE ejercen en el sector. Con la apertura a la iniciativa privada, se pretende inyectar recursos nuevos que permitan desarrollar de mejor manera sus actividades de investigación, desarrollo y explotación y terminar con el monopolio que el Estado mexicano ejerce sobre ambas empresas.

4. La Comisión Reguladora de Energía será la responsable del otorgamiento, autorización y revocación de permisos o concesiones para la generación y distribución de energía eléctrica que realicen los particulares; así como para la refinación, procesamiento, distribución, transporte y almacenamiento del petróleo y de los hidrocarburos. Dicha Comisión será el órgano regulador de estas actividades.

5. Se creará el Fondo Mexicano del Petróleo, que será el encargado de administrar los recursos generados por la explotación de los energéticos. Pemex y los demás operadores deben pagar al Fondo derechos por el petróleo y los hidrocarburos extraídos. Este Fondo comercializará el hidrocarburo, y será el encargado de pagar la parte que le corresponda a los operadores.

6. El ingreso petrolero disminuirá paulatinamente del Presupuesto de Egresos. El Ejecutivo deberá ejecutar en menos de 10 años un plan de adaptación tendiente a lograr la disminución de la dependencia fiscal de los recursos petroleros. La Cámara de Diputados determinará qué parte del Fondo Mexicano del Petróleo será incorporada al Presupuesto, misma que será en un porcentaje decreciente, y que al final de los 10 años no podrá ser mayor al 50% de los recursos captados por el Fondo.

7. Se iniciará un programa de sustitución de subsidios generalizados hasta desaparecerlos y se aplicarán, en su lugar, subsidios focalizados en los insumos energéticos.

8. Petróleos Mexicanos (Pemex) y la Comisión Federal de Electricidad (CFE) son propiedad del Estado y contarán con autonomía de gestión. La responsabilidad de la dirección y planeación de Pemex y la CFE será atribución de sus propios Consejos de Administración, los cuales seguirán las prácticas internacionales de gobierno corporativo. En dichos Consejos no participarán miembros de los sindicatos de trabajadores.

9. Los Consejos de Administración de Pemex y CFE serán los encargados de nombrar a los directores de las empresas paraestatales, con el fin de evitar un manejo político en esas designaciones.

10. Los derechos laborales de los trabajadores que presten sus servicios en las empresas y organismos dedicados a las actividades del sector serán respetados “en todo momento” conforme a la ley.

Por favor déjanos tu comentario