SNTE

El misterio de las obras que Gordillo tiene de Diego Rivera

Print Comments

  @ADNPolitico
   0 Comentarios

El megaproyecto que el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) tiene planeado construir, la Ciudad de la Innovación, albergará los lienzos de un mural de Diego Rivera que pertenecen a la dirigente del magisterio Elba Esther Gordillo.

Aunque Gordillo no ha expresado públicamente cómo adquirió estas obras, tanto el arquitecto que está al frente de la construcción de la Ciudad de la Innovación, Enrique Norten, como la historiadora y crítica de arte, Raquel Tibol, han opinado sobre el origen de los mismos.

Este martes, el diario Reforma publicó los dichos de Enrique Norten sobre el trabajo del pintor mexicano: seis lienzos de un mural que Diego Rivera pintó por encargo de John D. Rockefeller Jr. en Nueva York y que fueron destruidos, los elaboró nuevamente el pintor para un sindicato de costureras en Chicago.

"(Rockefeller) le pagó el dinero y Diego Rivera decidió, con ese dinero, volverlo a invertir y volver a pintar los murales; pero ahora los pintó en 12 lienzos, en 12 grandes lienzos y él decidió donarle esos lienzos a un sindicato de costureras que tenía su sede en la ciudad de Chicago", dijo.

Agregó que dicho sindicato se dividió en dos, por lo que al separar los bienes separaron también los murales.

"Siguió pasando el tiempo y desafortunadamente uno de los edificios de los sindicatos sufrió un incendio y se perdió la mitad del trabajo de Rivera, pero se conservaron seis maravillosos murales”, sostuvo el arquitecto.

Sin embargo, la crítica de arte Raquel Tibol señaló que la versión de Norten es "una vergüenza", reportó Reforma este miércoles.

"No hay ningún sindicato de costureras. Es una vergüenza lo que dijo Norten, su ignorancia”, expresó Tibol.

La experta en obras del muralista mexicano, indicó que no existía ningún sindicato de costureras y aseguró que Rivera pintó 21 lienzos para la escuela de trotskistas New Workers School, en Nueva York.

"De esos lienzos se salvaron algunos: uno está en Bellas Artes; los otros que dice que compró la maestra se los trajo Luis Echeverría, quien tenía 4 tableros grandes, y otro que se salvó que compró Suecia", explicó.

Tibol señaló que la opinión que tiene sobre el arquitecto cambió luego de estas declaraciones.

"Tenía buena opinión del arquitecto, pero su versión de los hechos es una versión ignorante, por un lado, e irresponsable, por el otro, y se nota que no investigó nada", dijo la historiadora.

Diego Rivera fue contratado en 1933 por el empresario estadounidense John D. Rockefeller Jr. para elaborar el mural "El hombre en una encrucijada" en el Centro Rockefeller en Nueva York.

Sin embargo, esta obra fue destruida al considerarse que tenía referencias comunistas, como el retrato de Vladimir Lenin.

Más tarde, la parte central de este mural fue reproducido por Diego Rivera en el Palacio de Bellas Artes en la Ciudad de México, y fue titulado "El hombre controlador del universo".

En 2003 se expusieron en el Museo Mural Diego Rivera bocetos y apuntes que el pintor mexicano hizo desde la década dede 1920.

Síguenos en twitter y facebook

Por favor déjanos tu comentario