CHUMEL TORRES

Opinión: Assange es el Robin Hood de la generación Twitter

Print Comments

Por Chumel Torres  @ChumelTorres
   0 Comentarios

NOTA DEL EDITOR: “Ingeniero, manzanita podrida, príncipe de los nerds”. Así se define Chumel Torres, quien con sus más de 55,000 seguidores en Twitter es todo un "twitstar".


¿Recuerdan la película de V de Venganza? ¿Se acuerdan de la escena en donde Guy Fawkes se mete al edificio sin hacer daño a nadie y en el noticiero dicen haber padecido un “ataque terrorista”? ¿Se acuerdan de la cara de la niñita inglesa viendo esa noticia y diciendo “bollocks” (puro pedo)?

Pues esa es mi manera de ver al mundo; siento que el mundo somos esa niñita inglesa diciendo “No mames, eso no es cierto”. ¿No me cree? Repita conmigo:

“Exito de Peña Nieto en la Ibero pese a intento orquestado de boicot”

 ¿Se acuerdan? Jajaja ¿verdad que sí se sintieron esa niñita inglesa? ¿Verdad que cuando vieron este encabezado en TODOS los periódicos de Organización Editorial Mexicana dijeron “no mames, eso no es cierto”? Sé que sí. Yo también me sentí así.

Pero esto ya fue hace mucho, batallé mucho, pero esa ya me la tragué; el problema vino este jueves, una cosa que venía cocinándose desde hace algunas semanas, cada vez hacía más y más ruido, hasta que prácticamente fue incontenible: Julian Assange estaba en peligro.

Si usted, amable lector, no ha vivido en una cueva estos últimos cuatro años, sabrá que el señor Assange ha estado haciendo bastante burbujeo con sus Wikileaks, sitio en Internet que básicamente consiste en la exposición pública de documentos clasificados, secretos, escondidos o robados.

¿De qué van estos documentos? No son las recetas de las galletas de Neiman Marcus que tanto le costaron a esa señora del mail que nos llegó a todos, no.

Son documentos en donde se exponen los calzones sucios de la guerra en el Golfo Pérsico (“con facturas a compañías petroleras texanas”), las enaguas de la señora justicia (“implantar chips electrónicos a un grupo de presos en Guantánamo para poder seguirlos después de su liberación”) y las piernas sin depilar de la señorita petróleo (“Residuos de compañías petroleras que se tiran en África y provocan daños permanentes en la piel, pulmones, córneas y órganos internos”) una belleza de sitio. Sobra decir que los señores importantes de todo el mundo, lidereados por conocido presidente de los EEUU *cof* ¡YorchBuch! *cof* buscaron a este tal señor Assange para darle un tehuacanazo nivel CIA. No lo lograron.

¿Por qué no lo lograron? Porque todos lo defendieron. ¿Quiénes todos? Los usuarios. Sí, el problema se hizo TAN público que rápidamente se convirtió en el Robin Hood de la generación Twitter; su look “Matrix meets Magneto” atraía a más de una (o uno, uno never knows) y el hecho de que fuera perseguido, le valió miles de fans alrededor del mundo, de tal suerte que ciertos hackers, tumbaron la página del Time y en el “Hombre del Año” pusieron su gallarda figura, para luego ser restaurada y reemplazada por el visualmente chafísima Mark Zuckerberg. Puaj.

Hoy, este señor ha encontrado asilo político en Ecuador, acción que provocó todo tipo de reacciones, Reino Unido amenazando (literal) a Ecuador por la protección brindada. ¿Y por qué se le busca? Agárrense: delitos sexuales.

Resulta que el joven Assange se acostó con una chavita que lo acusó de que se pasó de lanza y eso, ESO, representa la única carnada de las naciones encabronadas (o “NE”, como le conocemos entre los analistas políticos). Lo malo, es que si lo agarran por eso, procederán todos los demás cargos, entre los que están: la pena de muerte.

Sí, pena de muerte, como si estuviéramos en la inquisición, como si no nos diéramos cuenta que lo quieren matar porque los hizo enojar, y los hizo enojar porque dijo sus secretos, porque expuso cosas cochinas, por abrir cloacas. Hoy la representante de Ecuador en la OEA ha pedido que se revise urgentemente las amenazas de Reino Unido a Ecuador por este caso. La cosa se está poniendo buena. OEA-mente buena.

Pues ojalá que no lo agarren, y ojalá que no lo maten; porque cuando vea en el noticiero a la OEA declarando: “condenamos a Julian Assange a la pena de muerte por que es un TERRORISTA” yo, y muchas otras niñitas inglesas frente a la televisión en todas partes del mundo vamos a decir “no mames, eso no es cierto”.

Síguenos en twitter y facebook

Por favor déjanos tu comentario