OPINIÓN

Carbonell: Internet para todos, acuerdo del Pacto por México

Print Comments

Por Miguel Carbonell  @MiguelCarbonell
   0 Comentarios

Miguel Carbonell es investigador de tiempo completo en el Instituto de Investigaciones Jurídicas de la Universidad Nacional Autónoma de México. Su cuenta de Twitter tiene más de 92,160 seguidores. Su sitio web es www.miguelcarbonell.com

***

El compromiso número 39 del Pacto por México establece el propósito de los tres principales partidos políticos del país y del presidente de la República, para reformar la Constitución mexicana a fin de reconocer el derecho de acceder a internet de banda ancha como derecho humano. 

Como complemento de esa idea, el compromiso 42 del Pacto establece que se creará una instancia específicamente responsable de la agenda digital del país, que tendrá a su cargo la garantía efectiva del acceso a internet de banda ancha en los edificios públicos, además de que deberá fomentar la inversión pública y privada en aplicaciones de telesalud, telemedicina y expediente clínico electrónico; dicha instancia también deberá instrumentar la estrategia gubernamental sobre el gobierno digital, gobierno abierto y datos abiertos.

Se trata, en su conjunto, de una batería de ideas de no fácil realización, pero que si somos capaces de materializar nos van a abrir las puertas de un desarrollo tecnológico impresionante, verdaderamente inédito en la historia del país.

La idea de concebir el acceso a internet como derecho humano cada vez cobra más fuerza. En el estado de Querétaro todos los partidos políticos suscribieron hace unas semanas una iniciativa de reforma a su Constitución local para establecer ese derecho. 

La ONU ha dicho que el acceso a internet es ya, hoy en día, indispensable para ejercer a plenitud la libertad de expresión. 

La OCDE ha señalado que la inversión en internet y nuevas tecnologías explican entre el 28 y el 39% del crecimiento económico de países como Dinamarca, Bélgica, Estados Unidos, Japón, Francia o Alemania en la primera década del siglo XXI. Es decir, invertir en internet es una gran palanca para el crecimiento económico. Aunque parezca increíble, un más extenso y mejor acceso a internet se traduce en más dinero en nuestros bolsillos.

Para el caso de México invertir en nuevas tecnologías es vital. Se estima que para el año 2016 el sector de internet va a representar el 4.2% del PIB nacional. De hecho, estaremos cerrando el año 2012 con un volumen de ventas a través del comercio electrónico de más de 79,000 millones de pesos. Más de 14 millones de mexicanos son compradores en línea. El sector de internet en México está creciendo a un ritmo del 15% anual, cuatro veces más rápido que el resto de la economía nacional.

En comparación con otros países, estamos arrancando ya tarde en esta tendencia a ampliar el acceso a internet. México tiene 41 millones de personas que son usuarias de internet, lo que representa apenas un 35% de su población. Países como Islandia, Noruega, Suecia, Dinamarca o Luxemburgo tienen a más del 90% de su población utilizando diariamente internet. Se estima que para el año 2017 habrá en el mundo 5,000 millones de personas con acceso a internet de banda ancha (las suscripciones a banda ancha en el mundo están creciendo a un ritmo del 60% anual).

Los mexicanos pagamos servicios de banda ancha de baja capacidad y a un alto costo, lo que supone un gran obstáculo para que más personas se incorporen a las nuevas tecnologías. En Finlandia se han propuesto garantizar a todo los habitante del país una conexión a internet con una velocidad de 100 MegaBytes por segundo (para darnos una idea de que lo eso supone, basta señalar que en México navegamos como a 1,5 MegaBytes por segundo). En Suiza, Francia, Estonia o Grecia el acceso a internet es ya un derecho, tal como lo va a ser muy pronto en Querétaro y –esperemos- en todo México.

Ojalá que todos, sociedad y gobierno, sepamos reconocer el carácter estratégico de las nuevas tecnologías y nos pongamos a trabajar para que lleguen a más personas, a un precio más accesible y a grandes velocidades. Será una forma de pavimentar nuestro camino hacia un futuro mejor.

***

Las opiniones de los colaboradores y los usuarios de ADNPolítico.com no representan el punto de vista de este sitio ni el de Grupo Expansión.

Síguenos en twitter y facebook

Por favor déjanos tu comentario